Ir al contenido principal

Entre loco... motoras

Hace poco asistí a la presentación que sobre la llegada del tren a La Tebaida hizo en la Asamblea Departamental del Quindío el gerente de Ferrocarril del Pacífico. De no haber sabido que era 3 de marzo de 2017, habría creído que era un día cualquiera de hace 20 años cuando en el recinto de esa corporación se presentó el proyecto Prominex que luego se convirtió en Zona Franca del Eje Cafetero.

Por esas calendas se habló de la recuperación del ferrocarril y cómo el Quindío quedaría comunicado con el puerto de Buenaventura lo que nos permitiría ingresar a los mercados de la Cuenca del Pacífico, con este fin se construiría un puerto seco que sería como extensión de Buenaventura para el manejo intermodal de carga de importación y exportación.

El anunciado tren llegó en 1997 con la empresa Tren de Occidente, luego volvió a arribar con la empresa Tren del Oeste y, tras la desaparición de éstas, regresó con Ferrocarril del Pacífico y las firmas internacionales Trafigura e Impala. Estos hechos contaron con actos protocolarios, tirada de voladores y presencia de presidentes, ministros, gobernadores, alcaldes, directivos de entidades y muchos colados, personajes que alegres abordaron trenes en lo que queda de la estación de pasajeros de La Tebaida para recorrer los dos kilómetros que la separan del terraplén contiguo a la Zona Franca que llaman estación ferroviaria, lugar desde donde se hicieron discursos y se habló del futuro del departamento.

Ahora, como en un tiovivo del destino, se anuncia la llegada del tren a La Tebaida por los nuevos representantes de la firma Ferrocarril del Pacífico concesionaria de la vía hasta 2030.  De forma experta, con argumentos de expertos, expusieron en la Asamblea el trazado a Buenaventura, mostraron cifras y fotos de locomotoras, plataformas, vagones, estaciones y patios de carga, hablaron de la posición geoestratégica del Quindío, dijeron que se haría una plataforma logística de 50.000 metros cuadrados al lado de la Zona Franca con bodegas y patio de contenedores para acopiar la carga que entra y sale por Buenaventura y explicaron el potencial que se tiene por estar cerca al aeropuerto.

Mientras escuchaba este monumental discurso, pensé: ¿será posible que eso sea realidad con locomotoras diésel de trocha angosta que ruedan sobre los mismos rieles que trajeron el tren a Armenia en 1927?

Pero, lo que más me llamo la atención fue que el gerente de la mentada compañía dijo que para hacer viable la operación del tren se tiene proyectado acopiar en La Tebaida 500.000 toneladas anuales de carbón proveniente de las minas de Boyacá para luego transportarlo en tren a Buenaventura, proyecto que generaría 5.000 empleos. De inmediato me imaginé la problemática ambiental de la bahía de Santa Marta ocasionada por el cargue y transporte de carbón en el puerto. ¡Vaya despropósito con el Quindío! Sería como anticipar la megaminería en el departamento, asesinar al Paisaje Cultural Cafetero y la industria del turismo, y sentenciar a los quindianos a subsistir tosiendo entre el ennegrecido polvillo del carbón.


Armando Rodríguez Jaramillo.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Los clústeres de cafés especiales.

Artículo publicado en la revista Dimensión Económica (Pereira - Risaralda) en su edición N° 23 octubre - noviembre - diciembre de 2018
El café ha sido y será un asunto primordial en Colombia y el Eje Cafetero. La historia de Caldas, Quindío y Risaralda no se puede contar sin mencionar al grano que nos dio identidad y generó el desarrollo y bienestar que hizo que la UNESCO reconociera al Paisaje Cultural Cafetero como Patrimonio de la Humanidad.
Sin embargo, la caficultura tradicional se volvió incierta luego de la disolución del Pacto Internacional de Café (1989) que establecía cuotas de producción para los países cultivadores manteniendo controlada la oferta mundial con precios razonables del grano. Hoy el producto se transa en el mercado de los commodities o materias primas indiferenciadas, negocio en el que se compite con grandes volúmenes y bajos precios sin que la calidad sea el factor determinante en un mercado en el que siempre hay reservado un lugar para aquellos que producen a …

Siquiera se murieron los abuelos sin ver el vergonzoso eclípse

Armando Rodríguez Jaramillo (Armenia - Quindío - Colombia) - 24 de mayo de 2014
Quizá el nombre de Jorge Robledo Ortíz, uno de los referentes de la poesía del siglo XX, no tenga significado para los jóvenes de hoy. A Ortíz, oriundo de Santa Fé de Antioquia y fallecido en 1990 en Medellín, se le recuerda por su imagen decimonónica del rapsoda popular a igual que sus coterráneos Gregorio Gutiérrez González y Epifanio Mejía.
En sus versos quedó su impronta personal al exaltar las tradiciones y la cultura de su tierra y por levantar su voz contra la crueldad y el despotismo, razón por la cual se le recuerda como el "Poeta de la raza."
Y es precisamente ahora, cuando estamos inmersos en un proceso electoral para elegir presidente de la República, proceso que será recordado por la degradación y bajeza a la que hemos llegado en la forma de hacer la política, que las letras de poesías como la de “Siquiera se murieron los abuelos” cobran vigencia y valor pues nos enfrenta a la erosión d…

Sucedió hace 935 días

Hace 935 días que fue promulgada la Ley 1803 del 01 de agosto de 2016 por medio de la cual la Nación se asoció a la conmemoración de los cincuenta años de vida administrativa del Departamento del Quindío, ley que trae las rúbricas de los presidentes del Senado y de la Cámara de Representantes, y de los ministros del Interior, Hacienda y Crédito Público y de Transporte.
Pero la Nación no sólo se asoció a la conmemoración del cincuentenario, además autorizó al Gobierno Nacional para que asignará en el Presupuesto General de la Nación y/o impulsara a través del Sistema de Cofinanciación las partidas presupuestales necesarias a fin de adelantar cinco obras promotoras del desarrollo regional, autorizando al Gobierno para efectuar los créditos y contracréditos a que hubiera lugar, así como los traslados presupuestales que garantizaran el cumplimiento de la citada norma.
Los cinco proyectos y obras a que se refiere la Ley 1803 son: Construcción Embalse Multipropósito del Quindío; rectificación…