Ir al contenido principal

El tren del olvido

Armando Rodríguez Jaramillo (Armenia - Quindío)

Después de la debacle de Ferrocarriles Nacionales que precipitó el abandono y pérdida definitiva de buena parte de la Red Férrea del Pacífico hasta reducirla a 387 km representados en las vías Buenaventura - Cali (174 km), Cali - Cartago (173 km) y el ramal Zarzal - La Tebaida (40 km), ha pasado poca agua bajo los rieles.

Los hechos hicieron que en 1998 el Gobierno entregara en concesión por 30 años la Red Férrea del Pacífico a la empresa Tren de Occidente, de la cual Prominex S.A., luego Zona Franca del Eje Cafetero S.A., fue accionista, para que rehabilitara, mantuviera y operara el tren entre Buenaventura y La Tebaida. Desde entonces los quindianos andamos ilusionamos con una plataforma multimodal de servicios logísticos de carga a la que llamamos Puerto Seco.

En 2008, por dificultades financieras, Tren de Occidente cedió la concesión a Ferrocarril del Oeste conformado por empresarios vallecaunanos que se encargó del mantenimiento y operación de la vía, incluyendo la conexión hasta Cartago. Pero esta empresa también declinó y traspasó en 2014 la concesión a Ferrocarril del Pacífico que cuenta entre sus socios con Trafigura, firma suiza con experiencia y capacidad técnica y financiera en este tipo de operaciones.

De forma conjunta con el nuevo concesionario, que compró locomotoras, adecuó estaciones y rehabilitó partes de la vía, Impala, compañía internacional especializada en logística y terminales de carga, anunció el pasado 9 de noviembre en el Foro de Gerentes de la Cámara de Comercio de Armenia y del Quindío que invertiría US$9 millones en La Tebaida para adecuar 40.000 metros cuadrados destinados a servicios logísticos.

A pesar de todo, el diario El País de Cali publicó el 01 de mayo: “Las razones por las que el Ferrocarril del Pacífico se descarriló”, señalando que la empresa paró la operación del tren y que su futuro está en duda. La noticia también descarriló las ilusiones de los quindianos que veíamos cómo la plataforma logística empezaba a ser realidad y que La Tebaida sería el gran nodo de distribución de carga nacional e internacional aprovechando el tren, la doble calzada que se anuncia construir entre Calarcá - La Herradura - La Paila y la terminal de carga que tendría el aeropuerto internacional El Edén, proyectos que hoy son inciertos.

Mientras esto sucede, la Universidad Nacional de Colombia Sede Manizales y la SMP de Manizales le presentaron a las autoridades de Caldas y Tolima, y a integrantes de la Comisión Sexta de la Cámara de Representantes, el proyecto Ferrocarril Cafetero que incluye plataformas logísticas en La Virginia, La Felisa, La Dorada y Honda, y una ferrovía de 150 km que atravesaría la cordillera Central por el anhelado túnel de Cumanday.

Moraleja: Mientras los políticos quindianos llevan años en enfrentamientos fratricidas al ritmo de: Songo le dio a borondongo, borondongo le dio a bernabé, bernabé le pegó a muchilanga…, los vecinos se ocupan de su futuro. ¿Será por esto que el país y el Gobierno Nacional no nos toman en serio?

Comentarios

  1. Creo y soy convencido que estos FERROCARRILES de TROCHA ANGOSTA, en este momento YA no son rentables por la baja velocidad de crucero que pueden tomar, y en las comunicaciones es un hecho fundamental que la VELOCIDAD del TRANSPORTE es factor fundamental para su exito...¡¡¡

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

Armenios y quindianos deberíamos estar indignados y enojados

Enojo, ira y enfadovehementecontra sus actos es lo que deberíamos sentir los armenios y quindianos hacia los funcionarios y gobernantes señalados por la procuraduría y fiscalía por corrupción y delitos contra los bienes públicos. Y es que enojo, ira y enfadovehemente son los términos usados por la RAE para definir indignación, y eso es precisamente lo que la mayoría de cuyabros deberíamos expresar.
De mi parte siento indignación no sólo porque permitimos que nuestra ciudad y departamento se convirtieran en algo así como un coto de caza de corruptos e inescrupulosos, sino por la flojera y debilidad de no haber sido capaces como sociedad, heredera de “…una raza altiva de dura cerviz” como lo escribiera el maestro Tomas Calderón en las letras del himno de Armenia, de reaccionar con verraquera ante los yugos que impuso la más rampante politiquería.
No podemos seguir en silencio ante tanta corrupción y desfachatez. ¿De dónde acá se creyeron algunos gobernantes y funcionarios públicos politiq…

El Quindío se vende y se regala.

Hace poco escribí sobre lo insólito que resulta para los armenios que desde 2009 el 53,16% del capital social de la Sociedad Terminal de Transporte de Armenia sea del Departamento del Meta, lo que le da el derecho a su Gobernador de presidir la junta directiva y decidir sobre la administración y destinos de la Terminal de la capital del Quindío, acciones que la Asamblea Departamental del Meta autorizó su enajenación desde diciembre de 2016 con plazo al 30 de junio del presente año.
Ante esto, surgen a varias preguntas: ¿cómo perdimos la capacidad de decisión sobre la Terminal?, ¿qué está haciendo la Alcaldía de Armenia para hacerse con las acciones del Meta en venta hace 14 meses y tener la mayoría accionaria para ordenar el transporte municipal, metropolitano e interdepartamental sin depender de la voluntad del gobierno del Meta?
Pero más allá de las eventuales respuesta a estas inquietudes, que no serían para mí, sino para los armenios, lo esencial es que a los cuyabros se nos embolat…

Tan nuestros y tan ajenos

El Aeropuerto Internacional El Edén y la Terminal de Transporte de Armenia son portales de entrada y salida para muchos de los que toman la decisión de venir al Quindío y al Paisaje Cultural Cafetero, por lo que es fundamental que el viajero llegue con facilidad, se movilice sin problemas dentro del destino disfrutando sus atractivos rurales y urbanos, y regrese sin inconveniente a su lugar de origen. Si la experiencia de ingreso y salida del territorio es negativa, el turista llevará consigo un sentimiento de desagrado así haya sido objeto de un buen servicio durante su estadía en la región.
Aunque es una incógnita el número de turista que al año arriban al Quindío (algunos dicen que son 850.000, pero otros aseguran que pasan de un millón), del comparativo de las temporadas de diciembre de 2016, Semana Santa y mitad de año de 2017 publicado por el Observatorio de Turismo de la Cámara de Comercio de Armenia y del Quindío se colige que en promedio un 91% de los turistas son nacionales y…